¿Que te sugiere?

Si a veces sueñas con comerte una mousse sedosa y aterciopelada, entonces, esta es tu receta. Esta es de las que llevan indudablemente el hashtag #foodporn porque cuando te la comes deseas que no se acabe nunca.

Esta tarta de chocolate no dejará indiferente a nadie, es de las que no se olvidan. Sirve para celebrar a bombo y platillo pero no para martener la linea, porque es una bomba calórica. Por eso, es mejor comerte un trocito y compartir el resto. Ah! Y esta maravilla es sin gluten, para ello solo tienes que poner en la base unas galletas que sean aptas para celíacos.

Esta tarta sin horno y sin gluten (facilmente) es toda una experiencia sensorial, ¿te lo vas a perder?

Esta receta me la ha enseñado Anna Olson, una repostera Canadiense que tiene un libro de recetas maravilloso. Yo la he adaptado a mi gusto de dulzor y he cambiado la base de la tarta para que fuera integramente una receta sin necesidad de horno.

Para un cumpleaños o celebración

Tarta de chocolate sedosa

repostería, chocolate, dificultad media.

Tiempo de Prep

20 min

Tiempo cocinado

30-35 min

Tiempo total

aprox 1h

Ingredientes (molde desmoldable de 24cm)

 

BASE:
  • 2 paquetes de galletas Oreo o similar de 145 gr (necesitas 21 galletas)
  • 70 gr de mantequilla en pomada o líquida
RELLENO:
  • 3 huevos
  • 80 gr de azucar
  • 30 ml (o dos cucharadas) de agua
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 360 gr de chocolate de postres, picado.
  • 75 gr de mantequilla sin sal en pomada
  • 230 gr de nata para montar
  • Virutas del chocolate anterior para decorar

Preparación

Base oreo tarta:

  1. Recorta papel de hornear del tamaño de la base del molde.
  2. Separa las galletas oreo y quítales el relleno.
  3. Tritura las galletas en un robot de cocina o metíendolas en una bolsa y golpeandolas hasta que queden bien desmigadas
  4. Pon las migas en un bol y añade la mantequilla, mezcla bien y vuelca sobre el molde con la base de papel de hornear. Reparte por los bordes y vete presionando para que coja la forma, una buena ayuda es una lengua de silicona. Intenta dejarlo lo mas uniforme posible por todo el molde y la base. Mete en la nevera para que se enfríe la mantequilla y mantenga así la forma una vez pongas el relleno.
  5. Si crees que te has quedado corto de cantidad por la forma de tu molde puedes triturar mas y poner un poco de mantequilla y añadirlo.

Relleno:

Para esta tarta vas a necesitar: un cazo, unas barillas (mejor si son eléctricas), un bol grande para baño maría (cristal o metal) y otro mas para montar nata.

  1. Pica el chocolate con un cuchillo y reserva.
  2. En un cazo pon un par de dedos de agua y lleva a hervor. Encima y sin que toque el agua pon el bol grande resistente al calor.
  3. Pon en el bol del baño maría: el azucar, la sal, el agua y los huevos.
  4. Con la barillas bate los ingredientes hasta que dupliquen tamaño y puedas coger un poco con una cuchara y escribir encima.
  5. Una vez estén montadas quita del fuego y añade el chocolate picado. Remueve con movimientos envolventes para que se deshaga. Una vez derretido deja enfriar unos 20 minutos.
  6. Añade a la mezcla la mantequilla y remueve hasta que se haya fundido.
  7. En un bol a parte y con las barillas bien limpias monta la nata con la vainilla a medio punto (de eso dependerá la sedolidad de la tarta).
  8. Añade la nata a la mezcla chocolateada de dos veces, con movimientos envolventes para que pierda el menor aire posible. Una vez todo bien mezclado saca de la nevera la base y añada esta mezcla con cuidado con una lengua de silicona.
  9. Refrigera la tarta la menos [2 horas] antes de poner por encima las virutas de chocolate, que harás con un pelador de verduras y el canto de una onza de chocolate sobre la tarta.

La tarta aguanta 4 días en la nevera sin problema

 

 

Receta 226 veces vista
Print Friendly, PDF & Email

Recetas relacionadas